Septeto Habanero: su son entero

Por Amaya Rubio Ortega, estudiante de Periodismo

Ellos están ahí, de pie, en una sala que se derrite bajo el color de su son y, con ganas de bailar en medio de mucha gente, visten traje gris. Son el Septeto Habanero y vienen a participar del XVII Premio de Musicología Casa de las Américas   

El Septeto Habanero a lo largo de su historia ha formado a grandes talentos de la música popular. En la década del 20 del siglo pasado tuvo una sucursal llamada Septeto Habanero Junior, de la cual salieron intérpretes como Félix Chapottín, Panchito Riset, Abelardo Barroso y Pedrito Ibáñez. Desde entonces, ha sido una escuela para los soneros cubanos.

En esta presentación cuando anuncian ¿Dónde está Miguel?, la cantante de ópera Yolanda Hernández sonríe victoriosa. Ha venido desde muy temprano para tararear “Bururú arará dónde está Miguel”. Los músicos se acaloran y ella demanda un audio más alto.

Un muchacho reparte algunos posters. La señora de la blusa gris indica que ya tiene uno, enrollado y sujeto con presilla yen. Revisa con afán una, dos, tres veces el poster.

La argentina Berenice baila con un acento de tango, marca el ritmo, alza el pie y lo tira con fuerza.  Las participantes mexicanas mueven los hombros, no la cintura. Pero aquella cubana de pelo corto mueve la cintura y se le acerca, de a poco, a un buen bailador.

Algunos de los más jóvenes prefieren ver el concierto a través de la pantalla de sus móviles.  Un señor que se sienta delante de Yolanda, le pregunta si la canción es de Chapottín. Yolanda cruza los brazos. Quizás. La gente se reúne en un tren, da una vuelta, pero no deja de marcar con los pies. “El son habanero, caballero, soy sonero”. 

El Septeto Habanero continúa con “esa negra está acabando, mírala, compay”. Los aplausos son más rápidos. Algunas brincan desde sus asientos. “Ay, mírala, qué bonita”.  La orquesta reanuda la canción: “se merece cualquier cosa, la quiero enamorar”.  Y cierra majestuosamente “olvídalo razón, para que tu corazón no esté triste”. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.