Haydee nos convoca siempre*

Por: Ana Niria Albo

Inauguración de la exposición bibliográfica y documental La vida es hermosa cuando se vive así dedicada al centenario de Haydee Santamaría en la Biblioteca José Antonio Echeverría de la Casa de las Américas

Haydee nos convoca siempre. Por eso llegamos, a esta su Casa, con el ánimo de continuar el homenaje por su Centenario. Justamente hoy a seis años de la partida física de Fidel, se inaugura esta exposición biobibliográfica La vida es hermosa cuando se vive así que es solo una pequeña muestra de lo que atesoran los fondos documentales de la Casa respecto a su fundadora y primera presidenta Haydee Santamaría Cuadrado.

La exposición que hoy inauguramos nos presenta a una mujer cubana que se convirtió en heroína. La gesta armada por la definitiva independencia de Cuba no podrá ser escrita sin comprender su presencia. Lo que inició en aquella mañana de la Santa Ana marcaría su destino para siempre. Su compromiso con Fidel y con el movimiento revolucionario sería inclaudicable, de ahí su consagración durante la etapa de la clandestinidad, su fortaleza –siempre luchando contra el asma– en la Sierra y su abnegación en el exilio. Pocas figuras de nuestra historia pueden dar un testimonio como el que ella ofreció de cada uno de esos escenarios de lucha. 

Luego del triunfo revolucionario había que fundar. Eran los días luminosos de 1959 y ella fue llamada a una nueva tarea: crear la Casa de las Américas. Aquella mujer de una entereza gigante, tenía ante sí un nuevo reto: conectar a Cuba con la América Latina y el Caribe a través de la cultura. Aquí su latinoamericanismo se acrecienta. Su devoción por Bolívar y otras figuras de nuestro continente adquiere connotaciones importantes y a ello se suma la amistad que desde la Sierra había fraguado con el Che.

La Casa además le permitió mostrar parte de esa sensibilidad única. Su diálogo con los artistas e intelectuales de la América Latina y el Caribe estaba marcado por ello. Esa especial relación se advierte justo en el final de la exposición con las dedicatorias de libros de Alejo Carpentier, Gabriel García Márquez, Mario Benedetti, René Depestre, Miguel Otero, el tan cercano y entrañable para ella Roberto Fernández Retamar, Stela Calloni, o los poemas de Fina García Marruz, Pablo Armando Fernández y el propio Roberto tras la muerte de la heroína.

Honrar la vida de Haydee y su pensamiento hace posible que se reconozcan también en esta exposición otros hitos importantes de su vida como el vínculo con Venezuela a través del Comité Cubano de Solidaridad con ese país, que ella presidió, el trabajo al frente de OLAS, su visita a Vietnam.

La vida es hermosa cuando se vive así, título de esta exposición bibliográfica y documental que ustedes podrán ver hoy, parafrasea aquel testimonio medular sobre la gesta moncadista que la propia Haydee ofreció en 1973 para el número 79 de la revista Casa. Y es que la biografía de Haydee está marcada por los acontecimientos terribles acaecidos tras los asaltos a los cuarteles Carlos Manuel de Céspedes y Moncada, pero también por su generosa entrega a la Revolución.

Un libro como Así vemos el Moncada, resultado hermoso de su charla con los niños; las libretas de anotaciones y el álbum de foto de su viaje a Vietnam, su discurso en homenaje a Betances, el pequeño busto de Bolívar que tenía en su oficina, los discos en los que aún se puede oír su voz y otros que inspiró, la papelería que da testimonio del modo en que la hemos recordado a lo largo de los años, nos hablan de una intención por preservar, proteger y difundir lo que bien podría ser el Archivo Haydee Santamaría, un archivo que por otra parte es inseparable del archivo de la Casa, ya que Haydee está presente, lo está todavía, en cada decisión, en cada idea, en cada empeño y eso lo saben sobre todo Silvia Gil, Chiki Salsamendi y Myriam Radlow quienes trabajaron con ella y aún nos acompañan y nos guían.

Silvia Gil, Lesbia Vent Dumois, Myriam Radlow y Chiki Salsamendi, trabajaron con Haydee Santamaría y aún nos acompañan y nos guían.

Esta exposición señala un trabajo documental sostenido en relación con la figura fundacional de la Casa, a su empeño por alcanzar toda la justicia para Cuba y para Nuestra América; marca también el compromiso de las nuevas generaciones que aquí trabajamos. El mejor homenaje en su centenario será continuar creando y aportando a su obra.

*Palabras leídas en la inauguración de la exposición La vida es hermosa cuando se vive así.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.