Escritos en el aire

Un teatro a mil: desde Santiago de Chile al mundo

Un teatro a mil: desde Santiago de Chile al mundoImagen de la edición de 2019

Santiago, lunes 21 de enero. Blues, música tradicional haitiana, jazz huachaca y folclor, fueron algunos de los sonidos que se tomaron este fin de semana el Parque Quinta Normal, para cerrar en grande la más reciente versión de Santiago a Mil 2019. Con dos momentos musicales, la fiesta de las artes escénicas dio por finalizada una nueva edición en la Región Metropolitana, apostando esta vez por indagar en las raíces de Haití debido al fenómeno migratorio de los últimos años, junto a Emeline Michel, y homenajear a dos grandes hitos del teatro nacional con el espectáculo De la Pérgola a La Negra, creado especialmente para la 26° versión del Festival.

 

Un festejo multitudinario que no sólo se vivió en la comuna de Santiago, sino que se trasladó a otros puntos de la Región Metropolitana para hablar, a través de las artes, de temas como la conciencia ecológica, la importancia de la mujer y los cuestionamientos sociales y políticos, en clásicos del teatro. De esta forma, en paralelo, el cierre se vivió de forma gratuita en comunas como San Miguel, donde estuvimos por primera vez, con el pasacalle nacional Ni una abeja menos; en El Bosque con Los Navegantes del Sueño; en La Pintana con Romeo y Julieta y en Puente Alto con La Bailarina, espectáculo de calle que se coronó como el más concurrido de esta edición. En sala, en tanto, la cartelera finalizó con otros exitosos títulos como el recién estrenado Lear en Anfiteatro de Bellas Artes, la mexicana Antígona en Teatro Camilo Henríquez y Swan Lake en Teatro Municipal de Las Condes, una de las obras más vistas de esta versión junto a La Canción de la Tierra de Teatro Cinema y Paolo Bortolameolli, junto a la Orquesta Sinfónica Nacional de Chile.

 

En 18 días de programación, actividades formativas, encuentros para la circulación e internacionalización de las artes escénicas y decenas de instancias para reflexionar sobre la contingencia, mediante las creaciones, se presentaron 366 funciones a cargo de 95 espectáculos de 25 países -38 internacionales y 57 nacionales-  incluyendo nuevos debutantes como Ruanda, y diversas disciplinas que hacen de este Festival, un espacio para la comunidad con mil instancias para compartir y reflexionar: teatro, música, danza, artes visuales, instalaciones, circo y pasacalle. Sólo en la Región Metropolitana, llegamos a 23 comunas (Buin, Cerrillos, Cerro Navia, El Bosque, Independencia, Isla de Maipo, La Granja, La Pintana, Las Condes, Lo Prado, Macul, Pedro Aguirre Cerda, Peñaflor, Peñalolén, Pudahuel, Puente Alto, Quilicura, Renca, San Joaquín, San Miguel, Santiago, Talagante y Til Til), mientras que a lo largo de Chile, la cartelera se extendió a 17 localidades: Arica, Iquique, Antofagasta, San Pedro, Mejillones, Peine, La Serena, San Felipe, Putaendo, Valparaíso, Casablanca, Rancagua, Talca, Concepción, Curanilahue, Arauco, Frutillar y Punta Arenas, siendo Antof. A Milla extensión más exitosa con 23 mil espectadores, cifra que se suma a las 40 mil personas que reunió toda la programación gratuita del norte (Teatro a Mil en Arica e Iquique a Mil).

 

Cifras positivas que da cuenta nuevamente del impacto de este evento cultural, que este año llegará por primera vez a Punta Arenas, gracias al apoyo de su Municipalidad, entre el 31 de enero y el 6 de febrero.

 

Para Carmen Romero, Directora Ejecutiva de la Fundación Teatro a Mil, “Sacar adelante este Festival fue difícil. Lanzamos la programación en medio de la incertidumbre, recién informados sobre la reducción al presupuesto que nos otorga el Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio. Y si bien pudimos revertir esta situación, el escenario fue complejo porque hoy, más que nunca, debemos demostrar lo fundamental que es contar con el apoyo y la colaboración de diversas instituciones públicas y privadas que permitan el fortalecimiento de instancias como esta, para el desarrollo social y cultural del país. Empezamos a despedir esta edición, contentos y orgullosos. El éxito de público, la crítica y la cobertura de los medios es nuestra forma de demostrar que estamos en el camino correcto y que las artes escénicas son vitales en la vida de las personas. Quiero agradecer a todos quienes hacen posible esta fiesta de las artes escénicas, pero sobre todo, quiero destacar en esta oportunidad, a nuestros colaboradores, los alcaldes y gobiernos locales, por su gran apoyo y por entender el significativo impacto que las distintas actividades del festival tienen en la comunidad”.

 

Por su parte, Alejandra Garcés, Directora de Comunidades de BHP/Escondida señaló: “Estamos muy contentos con la respuesta del público a esta nueva versión del Festival. En estos 20 años de alianza ininterrumpida con Fundación Teatro a Mil, hemos llevado el arte escénico hasta donde nunca ha llegado y hemos promovido la reflexión sobre los temas que como sociedad nos movilizan, los que continúan siendo los ejes de nuestra misión compartida. Este año hemos hablado del rol de la mujer, de la inmigración y de la importancia de la diversidad en todos sus sentidos para construir una mejor sociedad donde todos tengamos una oportunidad y espacios de desarrollo por igual. La necesidad y el valor de esta propuesta ha sido una vez más reconocida y apoyada el público, con una tremenda convocatoria en todas las funciones y espectáculos de calle, y un récord de más de 20 mil personas en Antof. A Mil. De esta manera, Santiago a Mil es hoy más que un proyecto cultural exitoso, se ha convertido en un proyecto país, en que todos los sectores estamos invitados a colaborar para seguir llegando a miles de chilenos en todo el país.”

 

Parte fundamental para la realización de este Festival fueron los colaboradores y contar con el apoyo de instituciones que permitieron, como siempre, diversificar los públicos, acrecentar la programación y sumar nuevas producciones. En esta edición damos las gracias a las salas, municipalidades y a las nuevas alianzas con: El Centro de extensión artística y cultural – CEAC Universidad de Chile-; La ciudad y las palabras -organizado por el Doctorado en Arquitectura y Estudios Urbanos de la Universidad Católica de Chile-; el Museo de arte contemporáneo MAC; La rebelión de los muñecos; Teatro del Lago; la Cineteca Nacional, Nave, centro de creación y residencia, y la Fundación Nacional de Orquestas Juveniles e Infantiles de Chile (FOJI).

 

Santiago a Mil 2019 es presentado por Fundación Teatro a Mil y BHP/Escondida; está acogido a la Ley de Donaciones Culturales y cuenta con el apoyo del Ministerio de la Cultura, las Artes y el Patrimonio, el auspicio de Sura y la colaboración de Chevrolet.

MUJERES CREADORAS Y CONTINGENCIA EN ESCENA, LAS DIRECTRICES DEL FESTIVAL

Directoras, dramaturgas, artistas y profesionales de las artes escénicas fueron, sin duda, las protagonistas de esta edición del Festival y bajo el alero de Mujeres Creadoras, este año quisimos intencionar su participación para saber en qué están. Lideradas por la francesa Sophie Calle y su exposición, el coro colectivo Cuídese Mucho, el encuentro dio pie para profundizar en torno a la lucha por el respeto a la mujer, sus problemáticas y creaciones, a través de las diversas experiencias que nos ofrece el teatro. En esta línea, tuvimos el honor de contar con importantes exponentes internacionales como la sudafricana Dada Masilo quien trajo un contingente Swan Lake; la ruandesa Dorothee Munyaneza que nos trasladó al trágico genocidio en su país con Unwanted las alemanas She She Pop quienes nos visitaron con su teatro más experimental, pero igual de contigente y provocador con Schubladen (Cajones) Oratorium, las argentinas Piel de Lava quienes nos hablaron sobre cómo ven a los hombres en Petróleo y la boliviana Andrea Riera que nos introdujo en una pieza sobre la violencia a la mujer en Animales Domésticos, entre otras. Una potente línea curatorial que dialogó muy de cerca con la Contingencia en Escena, donde los temas giraron en torno a la inclusión, la diversidad y la migración mediante montajes como While I was waiting del sirio Omar Abusaada, Timeloss del iraní Amir Reza, Cezary Goes to war del polaco Cezary Tomaszewski, BaqueStrisbois del cubano José Ramón Hernández y Cuando estallan las paredes y Labio de Libre de la compañía colombiana Teatro Petra, quienes fueron los debutantes latinoamericanos del Festival.

 

Con 117 funciones gratuitas en calle en 31 espacios comunales, la programación del Festival contó con varios hitos que movilizaron a más de 250 mil personas a sus espectáculos, entre los que destacan Alice on the run de los alemanes Theater Titanick, La Bailarina de los españoles Antigua i Barbuda -quienes estrenaron a nivel latinoamericano en la ciudad de Antofagasta-, la aplaudida intervención del austriaco Willi Dorner, Bodies in Urban Spaces y el trabajo de excelencia en el clown de Concierto para dos clowns de los franceses Les Rois Vagabonds. En lo nacional, destacan los pasacalles Ni una abeja menos de la compañía Cassis y Los Navegantes del Sueño de Teatro Onirus, quienes también fueron parte del rito inaugural el pasado 3 de enero.

 

Con un público total que ascendió a los 50 mil espectadores, los espectáculos en sala pasaron por diversos formatos y temáticas,  desde los mencionados anteriormente a la aplaudida lectura dramatizada de Alessandro Baricco paraMantova Lectures, que apuntaba a la creación y al viaje interior para lograrlo, el clásico Shakespeare en manos de Chela De Ferrari y Mucho ruido por nada, donde a través de la comedia, habló del patriarcado y la danza ancestral, directamente traída de la India gracias a Swayambhu de Shantala Shivalingappa.

 

También la selección nacional se hizo cargo de los temas que actualmente preocupan a la sociedad y con la venia de la crítica del público, se desarrollaron con éxito títulos como ChaikaIdomeneoTribusPaisajes para no colorear y La Iguana de Alessandra -estos tres últimos aún en cartelera- entre otros como la danza de MalenOrgiología y Ruido.

 

 

 

EL ENCUENTRO CON LAS IDEAS

Como cada año, contamos con este programa de formación gratuito, Lab Escénico. En su quinta versión, este espacio convocó a creadores, estudiantes y aficionados de las artes escénicas, a participar en diversas experiencias que marcaron al público. Una de ellas fue el taller dictado por el director de educación del New York Theater Workhop, Alexander Santiago-Jirau: Mind the gap. Dirigido a jóvenes y adultos mayores, se convirtió en un encuentro único por su carácter intergeneracional. Así también destacamos la primera edición del programa de mediación lectora Diálogos en movimiento que, en alianza con el Plan Nacional de la Lectura, se impartió en centros SENAME y agrupaciones de adolescentes y adultos mayores, con foco en la dramaturgia, generó un espacio inédito de aprendizaje e creatividad, al igual que las Pequeñas Audiencias, que buscaron acercar las artes escénicas a niños y niñas de la Región Metropolitana, mediante visionado de obras, encuentro con las compañías y realización de talleres de máscaras, maquillaje teatral, improvisación e ilustración.

Por primer año también se realizó el Seminario Cultura, Comunidad y Territorio, que contó con la participación exclusiva de Tim Robbins y se desarrolló en dos días a través de diversos paneles: Prácticas culturales y creativas desde y en el territorio, Arte y comunidad y Artivismo: cambio social y activismo cultural.

Finalmente, Cine Lab, instancia donde se presentó el estreno de La Flor del argentino Mariano Llinás y el pre estreno de Medea de Alejandro Moreno, entre otros largometrajes, fue otra de las actividades que marcaron el programa junto a las clases magistrales de Manuela Infante acerca de El teatro nunca ha sido humano y la charla con la académica de Goldsmiths, University of London, María Shevtsova, quien se refirió a las metodologías de investigación y análisis para las artes escénicas en el II Encuentro de Investigación Escénica.

Como parte de este encuentro con las ideas, se realizó también Platea19, la puerta de entrada de las artes escénicas de América Latina. Con un éxito de convocatoria, 270 programadores provenientes de países como España, Canadá, Brasil, Reino Unido y Estados Unidos visionaran 38 obras nacionales y latinoamericanas que formaron parte de la programación del Festival. El programa que contó Showcases y Pitchs Sessions, tuvo importantes hitos como la presentación de los nuevos proyectos de nuestras coproducciones: Asalto de TeatroCinema, Emergence del coreógrafo José Vidal y Dragón de Guillermo Calderón, entre otros.

 

EL FESTIVAL CONTINÚA EN REGIONES

 

Santiago a Mil bajó el telón, pero continúa en las comunas de Renca y Til Til con El Húsar de la muerte, además de Rancagua, Talca, Arauco, Curanilahue y Concepción con programación en el Teatro Biobío. En tanto, llegaremos por primera vez a Punta Arenas con el aplaudido monólogo de Héctor Noguera De Quijano a Quijote y la música de La Regia Orquesta Sexteto, con presentaciones el 31 de enero y el 6 de febrero, respectivamente. Además, La bailarina se presentará en La Serena como parte del Festival Artes Región Coquimbo.

 

Más información en teatroamil.cl

 

SANTIAGO A MIL 2019 EN CIFRAS

 

Público total: 300.000

Programación: 95 espectáculos (57 nacionales y 38 internacionales)
Funciones: 366 funciones totales (249 funciones en sala y 117 gratuitas)

Número de salas y espacios comunales: 18 salas y 31 espacios comunales

Disciplinas: Teatro, danza, música, performance, clown y artes visuales.

Espectáculos en sala: 50.000

Espectáculos gratuitos: 250.000

Países: 25

Comunas: 23 en RM y 41 total Chile

+ 270 programadores en Platea 18

+ 100 actividades de Lab. Escénico

 

Debates : No hay comentarios.

Comentarios

Cancelar respuesta